¡Despiertos, alertas y prestos!

BeTheLight webPues ustedes saben muy bien que el día del regreso del Señor llegará inesperadamente, como un ladrón en la noche. Cuando la gente esté diciendo: «Todo está tranquilo y seguro», entonces le caerá encima la catástrofe tan repentinamente como le vienen los dolores de parto a una mujer embarazada; y no habrá escapatoria posible. Pero ustedes, amados hermanos, no están a oscuras acerca de estos temas, y no serán sorprendidos cuando el día del Señor venga como un ladrón. Pues todos ustedes son hijos de la luz y del día; no pertenecemos a la oscuridad y a la noche. Así que manténganse en guardia, no dormidos como los demás. Estén alerta y lúcidos. 1 Ts. 5:2-6 (NTV)

¡Sea la luz!

Nota: Este texto es parte de una publicación reciente de Jane Hansen Hoyt en la página de Aglow Internacional en Facebook. Para leer ésta y otras publicaciones, presione “Me gusta” en la página de Aglow International en Facebook

Somos un ministerio lleno de destino porque Él así lo designó y lo habló a existencia. Él nos ha puesto el manto de autoridad gubernamental y nos ubicó en las naciones del mundo con un gran propósito para los tiempos del fin. ¡Levántense! ¡Ocupen! ¡Sean la luz que conquista las tinieblas!

¡Despiertos, alertas y prestos!

mantle sp webPues ustedes saben muy bien que el día del regreso del Señor llegará inesperadamente, como un ladrón en la noche. Cuando la gente esté diciendo: «Todo está tranquilo y seguro», entonces le caerá encima la catástrofe tan repentinamente como le vienen los dolores de parto a una mujer embarazada; y no habrá escapatoria posible. Pero ustedes, amados hermanos, no están a oscuras acerca de estos temas, y no serán sorprendidos cuando el día del Señor venga como un ladrón. Pues todos ustedes son hijos de la luz y del día; no pertenecemos a la oscuridad y a la noche. Así que manténganse en guardia, no dormidos como los demás. Estén alerta y lúcidos. 1 Ts. 5:2-6 (NTV)

Yo vengo pronto. Aférrate a lo que tienes, para que nadie te quite tu corona. Ap. 3:11 (NTV)

¡Levántate y resplandece, que tu luz ha llegado! ¡La gloria del Señor brilla sobre ti! Mira, las tinieblas cubren la tierra, y una densa oscuridad se cierne sobre los pueblos. Pero la aurora del Señor brillará sobre ti; ¡sobre ti se manifestará su gloria! Is. 60:1-2 (RVR1960)